martes, 22 de abril de 2008

QUERIDO QUIQUE...

Para qué lo vamos a negar, muchos de los hombres de nuestra generación (los que estamos en la cuarentena) que también tenemos que ejercer como "amos de casa", con nuestra buena voluntad no es suficiente, necesitamos una pequeña ayudita por parte de nuestras compañeras para encauzar adecuadamente estas graves responsabilidades familiares.